¿Cómo se gravan las criptomonedas?

Bitcoin, Ethereum, Tether… independientemente de la moneda que elija, es innegable que la popularidad de las criptodivisas como vehículo de inversión se ha disparado en la última década; más de uno de cada seis estadounidenses ha negociado, utilizado o invertido en cripto. Y aunque la alta volatilidad de las criptomonedas, en comparación con los valores tradicionales, atrae a los que asumen riesgos financieros, también ha atraído la atención del IRS.

En sus inicios, las criptomonedas pretendían ofrecer una mayor privacidad a sus usuarios mediante una alternativa más opaca a la moneda fiduciaria. Un desafortunado efecto secundario de la falta de supervisión de las criptomonedas es que proporciona a los delincuentes una vía adicional para lavar dinero. Tras la presión ejercida por los gobiernos y las autoridades fiscales, las bolsas de criptomonedas como Coinbase y Binance aplicaron medidas de transparencia, incluida la obligación de reportar todos y cada uno de los “sucesos gravables” relacionados con las criptomonedas en los que incurra el usuario. Estos sucesos gravables incluyen:

  • Vender o cambiar cripto por moneda fiduciaria
  • Vender o cambiar un tipo de criptodivisa por otra (por ejemplo, cambiar Bitcoin por Ethereum)
  • Gastar cripto en bienes o servicios

¿Cómo se gravan las transacciones de criptomonedas?

El IRS evalúa los impuestos sobre las transacciones de criptomonedas basándose en el valor justo de mercado (en USD, por supuesto), de la criptomoneda correspondiente en el momento de la transacción. Si el valor de la criptodivisa en el momento de la transacción supera su valor en el momento de la compra inicial por parte del contribuyente, éste debe reportar la transacción como una ganancia de capital.

Esto puede resultar especialmente confuso si se tiene en cuenta que muchas transacciones de criptodivisas implican fracciones de monedas individuales. Por ejemplo, si comprara una pizza con Bitcoin, la pizza sólo costaría una fracción infima de un solo Bitcoin. Aun así, debe pagar el impuesto sobre las ganancias de capital por esa fracción si usted compró la pizza cuando el Bitcoin vale más de lo que valía cuando adquirió la criptomoneda.

Cómo evitar pagar impuestos por las criptomonedas

Para evitar el pago de impuestos sobre la criptodivisa, tiene que evitar incurrir en un hecho imponible. En términos más sencillos, no venda o intercambie su cripto a menos que haya alcanzado sus objetivos de capital.

Sin embargo, el IRS grava las ganancias obtenidas a través de la minería de criptodivisas como ingresos regulares. Si está interesado en deducir las ganancias de la minería de criptomonedas como gastos de negocio para reducir su adeudo fiscal, ¡hable con un profesional de los impuestos hoy mismo!

Conceptos básicos del impuesto sobre las ganancias de capital

Existen dos tipos de impuestos sobre las ganancias de capital: a corto y a largo plazo. Por suerte, ambos tipos son relativamente sencillos, al menos en lo que respecta a los impuestos.

Impuesto sobre las ganancias de capital a corto plazo

El impuesto sobre las ganancias de capital a corto plazo se aplica cuando un inversor realiza una inversión mantenida durante menos de un año en total, de ahí lo de “a corto plazo”. No existen normas especiales para las ganancias de capital a corto plazo; se gravan como ingresos ordinarios.

Impuesto sobre las ganancias de capital a largo plazo

La Ley de Recortes de Impuestos y Empleos de 2018 redujo la tasa de impuesto sobre las ganancias de capital a largo plazo. Y si usted es un declarante soltero, no tiene que pagar ningún impuesto sobre las ganancias de capital a largo plazo de menos de $40,000, o $80,000 si está casado y declarando conjuntamente. Sin embargo, a menos que viva en Alaska, Colorado, Florida, Nevada, Nuevo Hampshire, Nuevo México, Dakota del Sur, Tennessee, Texas, Wyoming o Washington, también tiene que pagar el impuesto sobre las ganancias de capital a nivel estatal. El monto que tiene que pagar varía de un estado a otro; asegúrese de confirmar lo que deberá en el sitio web del Departamento de Tesorería de su estado.

Tasa de impuesto sobre las ganancias de capital a corto plazo

Estatus de presentación 10% 12% 22% 24% 32% 35% 37%
Soltero Hasta $9,875 $9,876 a $40,125 $40,126 a $85,525 $85,526 a $163,300 $163,301 a $207,350 $207,351 a $518,400 Más de $518,400
Casado con declaración conjunta Hasta $19,750 $19,751 a $80,250 $80,251 a $171,050 $171, 051 a $326,600 $326,601 a $414,700 $414,701 a $622,050 Más de $622,050
Fuente: Internal Revenue Service

Lo más importante

Aunque pueda parecer desalentador al principio, entender cómo se gravan las criptodivisas es fundamental para cualquiera que invierta en esta clase de activos en auge. Manténgase informado y consulte a un profesional fiscal cualificado si tiene alguna pregunta específica sobre su propia situación fiscal.